entrenar con mucho peso en el gimnasio

Entrenar con más peso del que deberías: uno de los errores más comunes en el gimnasio

A la hora de planificar el entrenamiento, es muy importante conocer nuestros límites, sobre todo, si vamos a trabajar rutinas de levantamiento de pesas o crossfit. Si nuestro objetivo es aumentar la fuerza y la masa muscular, podemos estar tentados a poner cuanto más peso mejor en las mancuernas, pero eso es un grave error.

El exceso de carga puede ser contraproducente

A la hora de entrenar con peso, lo primero que debemos tener en cuenta es ejecutar los ejercicios de forma correcta. Hay que realizarlos utilizando la técnica adecuada para que el músculo que queremos desarrollar sea el que hace el esfuerzo.

Si ponemos una carga mayor de la que podamos levantar en nuestras mancuernas o máquinas, tendremos que emplear otras partes de nuestro cuerpo para ayudarnos a ejecutar el trabajo, por lo que este ya no será tan efectivo.

Por ejemplo, si queremos realizar un curl de bíceps con barra, hemos de mover solamente los brazos y mantener los codos pegados al cuerpo. Si ponemos más carga de la necesaria, seguramente acabaremos ayudándonos de otros grupos musculares como, por ejemplo, las lumbares.

De este modo, el primer problema que nos encontramos al usar más carga de la debida en nuestras rutinas de pesas es que no saquemos el partido deseado a nuestro esfuerzo. Si no se desarrollan los ejercicios siguiendo esta indicación, podemos pasar mucho tiempo sin conseguir la hipertrofia muscular deseada.

Lesiones más frecuentes debidas a una carga excesiva

Otro de los inconvenientes que pueden surgir a la hora de usar un peso excesivo es el aumento del riesgo de lesiones. Así, esta forma de entrenar puede provocarnos dolencias en la columna vertebral, sobre todo, en personas que ya tienen una cierta edad.

Otra lesión susceptible de producirse, normalmente, en mujeres es el daño en los glúteos. Al iniciar las rutinas de entrenamiento, muchas personas vienen de practicar una vida sedentaria en la que los glúteos están la mayor parte del tiempo inactivos. Al efectuar ciertos ejercicios, por ejemplo, las sentadillas con barra, estos músculos pueden resultar afectados si se hacen con más peso del debido.

Otra lesión clásica en el mundo del fitness es la tendinitis, una inflamación del tendón que suele aparecer por una sobrecarga del músculo. Como es lógico, al colocar más peso del que podemos soportar, el riesgo de sufrir este trastorno aumentará de forma notable. Lo más habitual es que se produzca en muñecas, codos u hombros. Este exceso también puede producir roturas en el tejido muscular.

Por lo tanto, es fundamental que llevemos a cabo una progresión correcta y lógica en nuestro entrenamiento, sin precipitarnos. Las prisas no son buenas consejeras a la hora de conseguir nuestros objetivos. ¿Cómo podemos mejorar nuestra forma de entrenar? Estamos abiertos a sugerencias.

entrenar con mucho peso en el gimnasio

Sin comentarios

Añadir un comentario