entrenamiento que comer

7 snacks para antes y después de entrenar

Hacer ejercicio es algo que cotiza al alza en una sociedad moderna como la nuestra, en la que la práctica del deporte goza de gran predicamento. Casi todo el mundo quiere ser runner, ciclista o trabajar su cuerpo en el gimnasio. No obstante, conviene recordar que hay que hacerlo con cabeza; antes y después de la sesión de entrenamiento, conviene estar bien alimentado. De lo que se trata es de mantener el cuerpo lo suficientemente fuerte como para que no se resienta por un exceso de ejercicio físico y para favorecer la regeneración del tejido muscular.

Los 7 magníficos snacks del deporte

1.- Yogurt con miel.

Hay que tomarlo antes de iniciar el entrenamiento. Se recomienda que sea desnatado. Al tratarse de un alimento rico en calcio y bajo en grasas, resulta muy apropiado para la salud y las dietas de los deportistas. Mucho más si se acompaña con bífidus, porque supone una ayuda muy importante para el normal funcionamiento del intestino. La miel endulza mejor que el azúcar porque actúa como antioxidante en la sangre y ayuda a reducir los niveles de colesterol y triglicéridos. Además, aumenta los niveles de colesterol bueno.

2.- Chocolate negro.

Quienes hacen deporte deben tener en cuenta que las tabletas de chocolate suelen tener un altísimo porcentaje de azúcar. Justo lo contario de lo que sucede en las de chocolate negro con más de un 90 por ciento de cacao. Se recomiendan porque son muy útiles a la hora de proteger el corazón; son ricas en antioxidantes y estimulan el flujo de sangre al cerebro, lo que indefectiblemente ayuda a potenciar la función cognitiva.

chocolate para despues del ejercicio

3.- Zumo de verduras.

Quizá pueda resultar raro para los no iniciados, pero resulta muy útil a la hora de proporcionar energía al cuerpo del atleta durante el entrenamiento. Son brebajes que pasan directamente al torrente sanguíneo. Una buena receta sería aquella que en la licuadora mezcle verdura y frutas, por ejemplo, las siguientes: cogollos de lechuga, agua, espinacas crudas, zumo de limón, pera, manzana, plátano y tres tallos de apio.

4. Té verde.

Como sustituto del café por las mañanas, resulta especialmente eficaz para aquellas personas que notan que tienen algo rezagado el metabolismo. Sus efectos se multiplican cuando se ingieren 4 o 5 tazas al día porque mejora el sistema inmunológico acelerando el metabolismo.

5. Batido de frutas.

Casero, hecho en casa, porque los que se comercializan envasados suelen incorporar azúcares y elementos químicos que no son muy recomendables. Lo ideal es preparar un batido con plátano, fresas y arándanos; o decantarse por una mezcla de zanahoria, naranja y jengibre, aporta mucha vitamina C. 

zumo de frutas para después de entrenar

6. Atún con galletas.

Parece una mezcla imposible pero aporta muchos nutrientes que el organismo necesita. El bonito debería ser light y las galletas integrales. Una ensalada insólita e innovadora.

7. Barrita energética de proteína.

Lo mejor es tomarla después de haber hecho deporte. Eso sí, hay que mirar bien la etiqueta porque lo conveniente es que tenga entre 10 y 20 gramos de proteínas y menos de 10 gramos de azúcar.

¡Invitamos a todos aquellos que sepan más snacks a que dejen un comentario en esta entrada!

Añadir un comentario