Problema al sudar mucho

¿Sudar mucho haciendo deporte es un mal síntoma?

Si practicamos deporte y sudamos con frecuencia no debemos caer en el falso mito de que es un signo de estar en baja forma física.

Rompiendo mitos durante el entrenamiento

Sudar es un mecanismo que activa nuestro propio cuerpo cuando se acelera con el fin de autorregular la temperatura corporal. Es una forma de expulsar el sobrecalentamiento de nuestro cuerpo al realizar un esfuerzo. Y es, por tanto, un síntoma necesario para nuestra salud. En conclusión, sudar no es sinónimo de estar en baja forma física.

Sí es verdad que personas con un poco de sobrepeso u obesas sudan antes y con más frecuencia que una persona delgada, aun realizando el mismo ejercicio y a la misma intensidad y velocidad. ¿Por qué? Porque les supondrá mayor esfuerzo y estarán haciendo una mayor actividad física. Por tanto, su metabolismo recibirá antes ese sobrecalentamiento y activará antes el mecanismo de sudoración para equilibrar la temperatura corporal con la ambiental.

Eso sí, aunque es un fenómeno natural y necesario de nuestro organismo, es aconsejable no llegar al exceso de temperatura corporal, ya que aguantaremos menos en nuestro entrenamiento.

Es fundamental saber marcar los ritmos, hacer las pausas necesarias entre ejercicio y ejercicio, coger el peso que creamos necesario y de forma progresiva. A veces, resulta complicado cumplir estos factores porque queremos igualar el nivel de nuestros compañeros de gimnasio, sobre todo cuando empezamos. No obstante, no debemos cometer el error de compararnos, cada persona evoluciona a un ritmo.

Además, debemos recordar que entrenar con más peso no es sinónimo de que un avance más rápido. En función de los requerimientos de cada persona, será preciso coger más peso y hacer menos repeticiones o, por el contrario, hacer más repeticiones con menor peso.

Dieta y pautas para reponer los nutrientes perdidos

Cuando sudamos tras un entrenamiento expulsamos proteínas, lípidos y otras sustancias necesarias en nuestro cuerpo. Es importante recobrar los nutrientes perdidos ingiriendo o bebiendo algún alimento que nos los reponga. Por tanto, cuando hacemos deporte debemos también prestar atención a las dietas.

Podemos beber agua o bebidas isotónicas antes, durante y/o tras el ejercicio, pero sin excesos. Es aconsejable beber medio litro de agua unas horas antes del entrenamiento y otro medio litro quince minutos después de empezar.

¿Cuánto líquido hemos perdido?

Si queremos comprobar la sudoración al hacer deporte, podemos comprobarlo con estos pasos. Debemos pesarnos antes y después del entrenamiento, anotando la diferencia. Multiplicaremos el resultado por 995 y restaremos a la cifra resultante la cantidad de agua u otra bebida que hayamos ingerido durante el ejercicio. Así, podemos conocer la cantidad de sudor expulsado.

Para un resultado más certero, debemos pesar en ambas ocasiones, tanto antes como después del deporte, sin ropa, con el sudor secado y con la vejiga vacía. Nos gustaría saber qué opinas de este tema. sudar mucho entrenando

Añadir un comentario