imagen previa del post de retomar la actividad en el gimnasio

5 consejos para retomar la actividad en el gimnasio

Un deporte muy habitual, tras un tiempo de descanso como el que suelen representar las vacaciones veraniegas, es el entrenamiento en el gimnasio. Sin embargo, los regresos a la actividad no garantizan, en primera instancia, el mantenimiento del nivel anterior.  

A continuación, ofrecemos unas recomendaciones asociadas a la vuelta al gimnasio en condiciones óptimas.

imagen del post de retomar la actividad en el gimnasio

Unos consejos para que el retorno al entrenamiento se haga más grato

1. Marcarse un reto funciona

La vuelta de unas vacaciones es un momento ideal para fijarse objetivos a cumplir en el gimnasio. Según el elegido (adelgazar, mantenerse, tonificar...), se adaptarán las dinámicas. El entrenador personal de Core, Adolfo Florensa, apuesta por lograr estas metas mediante una metodología multidisciplinar, la cual complementa asesoramiento nutricional y ejercicio físico.

2. Comencemos poco a poco, pero creemos un hábito

Todos sabemos que no podemos forzar excesivamente durante los primeros días (esos en los que hemos de consolidar unos horarios). Sin embargo, no debemos tardar en generar una rutina (entendamos la palabra como un concepto positivo), dado que estará correlacionada con la disciplina, la motivación y el rendimiento. Robert Herráez, miembro de los Centros DiR, considera que son necesarias diez o doce semanas para crearla. 

En este sentido, el Consejo Americano de Medicina Deportiva nos aconseja dos días de ejercicios de fuerza y tres de cardiovasculares. Adaptaremos dicha rutina en función de nuestras limitaciones. Por ejemplo, treinta minutos de ejercicio a lo largo de tres días semanales. 

3. Correr es salud, pero con conocimiento

En efecto, correr es un hábito muy saludable (cualquier ejercicio aeróbico quema grasas desde el primer minuto) y que se ha puesto de moda (por eso, la mayoría de los gimnasios cuenta con máquinas para ello). Pero hemos de tener en cuenta que, el ritmo y tiempo invertidos se deberán ir aumentando en un 15 %, en cada ocasión. De este modo, no sobrecargaremos, en estos primeros días, ni los tendones ni los músculos y nuestra salud lo agradecerá. Estirar después, además, contribuirá a la regeneración y al alivio musculares. 

4. ¿Cuándo hacemos las pesas?

Es interesante hacerlas después de ejercicios de cardio como la zumba o el spinning. Resulta fundamental quemar glucógeno mediante las sesiones de cardio y antes de ponernos con los ejercicios intensivos de pesas. No hemos de descartar, al contrario de lo que creen algunos neófitos, un tipo de ejercitaciones y dar prioridad al otro. Combinando cardio y pesas podemos quemar entre 600 y 800 calorías cada hora. 

5. Recomendaciones relativas a la pérdida de peso

Los trastornos alimenticios típicos de los días de vacaciones pueden haber generado un indeseado incremento de peso. Así que quienes opten por rebajar esos kilos de más deberán complementar unas dietas hipocalóricas con ejercicios aeróbicos, como, por ejemplo, una sesión larga (de más de media hora) en la máquina elíptica. En cuanto a los levantamientos de peso, hemos de elegir los moderados. Recordemos, por último, que sudar no equivale a adelgazar y los abdominales no queman demasiada grasa.

Por último, como aficionados al deporte que somos, invitamos a nuestros lectores a realizar comentarios y compartirlos en las redes sociales

Sin comentarios

Añadir un comentario