fitness ejercicio de banca

Subida en banco: como realizar correctamente

Si hacemos deporte, resulta conveniente para nuestra salud que lo hagamos de la forma correcta. Existen determinados ejercicios que se pueden llevar a cabo durante el entrenamiento que requieren una ejecución correcta con el fin de obtener todos sus beneficios. De lo contrario, nos exponemos a sufrir lesiones.

Este es el caso de la subida en el banco, un ejercicio perfecto para tonificar cuádriceps y glúteos, pero que requiere una buena ejecución. En este post, exponemos cómo se debe realizar este ejercicio de forma adecuada para sacarle el máximo provecho y no tener contratiempos en lo referente a lesiones.

Entrenamiento de subida en banco correctamente

El ejercicio de subida en banco es muy utilizado por las personas que desean ejercitar de una forma más intensa los glúteos y cuádriceps en sus entrenos. A continuación, aportamos algunos consejos para ejecutar este ejercicio correctamente y, de este modo, prevenir lesiones y sobrecargas.

Estabilidad en las rodillas

Si tenemos un problema de inestabilidad en la articulación de la rodilla, no deberíamos realizar este ejercicio. Esto se debe a que resulta muy importante que la rodilla se encuentre correctamente estabilizada durante su ejecución.

Debemos asegurarnos de que la rodilla esté recta y de que no se tuerza hacia el interior del muslo. De lo contrario, estaremos poniendo en riesgo las rodillas.

Si tenemos este problema resulta recomendable que primero nos encarguemos de revertir la estabilidad de dicha articulación y que, solo después, realicemos el ejercicio.

Cadera alineada

Dado que este ejercicio se practica de forma unilateral, es muy común ver a personas que lo realizan con la cadera desalineada. Esto puede disminuir los buenos resultados del ejercicio, por lo que aconsejamos prestar especial atención a este punto.

Además, realizar la subida al banco con la cadera desviada de su alineación puede resultar perjudicial para la zona pélvica. Por este motivo, la recomendación es que, si notamos que nos cuesta hacerlo de forma alineada, bajemos la altura del banco.

Ir subiendo la altura de forma paulatina en los entrenamientos contribuirá a realizarlo correctamente. A su vez, para que nos cueste menos alinear la cadera, puede ser positivo trabajar la zona de los glúteos y los isquiotibiales.

Evitar la fatiga

Si acabamos de hacer un ejercicio de mucha intensidad, es muy probable que no sea una buena idea realizar la subida al banco. Si nos encontramos fatigados por el resto de ejercicios del entrenamiento no podremos realizarlo.

Esto se debe a que este ejercicio requiere una gran concentración y control muscular, ya que se ha de hacer de forma equilibrada, recta y estabilizada. Por ello, si no disponemos de las fuerzas necesarias para mantener todo esto bajo control, es mejor no llevarlo a cabo si no queremos sufrir una lesión.

Algunos puntos destacados

Es conveniente recalcar algunos puntos básicos que debemos tener en cuenta a la hora de realizar este ejercicio correctamente:

  • La altura del cajón al que nos subamos debe comenzar siendo baja. De esta manera, lo iremos elevando poco a poco en el tiempo de acuerdo con nuestros progresos.
  • Elevar demasiado el banco puede producir daños en la cadera por una desalineación. En este sentido, si notamos que necesitamos que el ejercicio resulte más exigente, elevar más de lo saludable el banco no es la mejor decisión. Será preciso buscar formas de potenciar el estímulo de otra manera.
  • Debemos tener cuidado para que la fuerza ejercida durante el ejercicio provenga primero de los cuádriceps y después de los glúteos.

Esperamos que con estos consejos resulte más sencillo realizar este ejercicio. Recordando siempre la importancia de combinar el deporte con dietas saludables, queremos invitarte a dejar en los comentarios tus experiencias y resultados realizando la subida en el banco.

entrenamiento con banco

Sin comentarios

Añadir un comentario