Los mejores tips para conseguir músculo

13 consejos para estimular el crecimiento del músculo

Uno de los objetivos de hacer deporte es ganar músculo, y eso es algo que se puede conseguir aplicando una buena rutina de entrenamiento, haciendo dietas equilibradas y beneficiosas para la salud y respetando el descanso que necesita el cuerpo.

La gran mayoría de los deportistas tratan de ganar músculo repitiendo ejercicios aislados hasta la saciedad en series de repeticiones interminables, a pesar de que esta forma rara vez funciona. En vez de trabajar de manera errónea, ¿no es mejor escuchar el consejo de los especialistas en la materia y seguir una serie de pautas que sean correctas y adecuadas?

13 consejos para estimular el músculo haciendo deporte

1. Aumentar el trabajo muscular

Cuantas más proteínas almacene el cuerpo más crecerán los músculos gracias a un proceso llamado síntesis de proteínas. El inconveniente es que nuestro cuerpo está constantemente gastando proteínas, usándolas entre otras cosas en la producción de hormonas.

La consecuencia es que hay menos proteína para el desarrollo muscular. Para contrarrestar, hay que crear nuevas proteínas de forma rápida para paliar la pérdida de las viejas.

2. Trabajar los músculos más grandes

Cuando empezamos a entrenar, cualquier rutina puede ser lo bastante intensa como para aumentar la síntesis de las proteínas, pero si el trabajo se concentra en los grupos musculares grandes como el pecho, el desarrollo del músculo será más rápido.

Son buenos ejercicios el peso muerto, las sentadillas o el press en series de entre 8 y 12 repeticiones descansando 60 segundos entre ellas.

3. Tempo Training

El llamado Tempo Training es una buena manera de estimular el crecimiento de los músculos aumentando el tiempo que tenemos el músculo bajo tensión. Con una tensión prolongada, la fatiga muscular local y la acumulación de ácido láctico impulsan adaptaciones fisiológicas y hormonales que pueden dar como resultado ganancias sustanciales en la hipertrofia muscular.

Por otro lado, un entrenamiento isométrico nos permite sobreestimular el cuerpo y el sistema nervioso, creando un shock que puede aumentar la actividad neuromuscular, aumentar la carga espinal y muscular y aumentar la confianza mental.

4. Entrenar con bandas

Trabajar con bandas y cadenas es fundamental para abrir nuevas cotas de entrenamiento. El aumento de la producción de energía lleva a un aumento de las fibras musculares de contracción rápida, las tasas de activación muscular y el rendimiento.

Las rutinas sobrecargadas permiten entrenar a intensidades más altas, creando una fuerza máxima a través de los puntos de adherencia y una mayor carga muscular. El uso de bandas y cadenas es una forma efectiva de estimular una gran cantidad de fuerza y crecimiento muscular.

5. Comer mejor

Es vital contar con una buena dieta, tengamos el objetivo que tengamos, también en los procesos de recuperación y readaptación.

Algo muy habitual es que se trate de entrenar más para quemar más calorías y así contrarrestar una alimentación incorrecta.

6. Descansar mejor

En vez de entrenar todos los días sin tener en cuenta la mejora de la técnica y perdiendo motivación y calidad en el entrenamiento, es mejor encontrar el equilibrio. Es un error pensar que más es mejor, ya que el descanso también es fundamental para que nuestros músculos se recuperen del esfuerzo.

deporte para aumentar músculo

7. Tener una buena frecuencia de entrenamiento

Una de las mejores formas de aumentar la hipertrofia muscular es aumentar la frecuencia de entrenamiento. Muchos entrenamos una parte del cuerpo una vez por semana, lo que no puede no funcionar. ¿Por qué no entrenar de forma diferente, trabajando las zonas más débiles dos o tres veces por semana?

8. Entrenar con alta intensidad es clave

Hay que usar las rutinas de alta intensidad, que son clave para mejorar la pérdida de grasa, mejorar la fuerza y la potencia muscular y favorecer su crecimiento.

9. Buscar un buen compañero de gimnasio

Los buenos compañeros de entrenamiento son claves para entrenar, desafiar la mentalidad de entrenamiento y responsabilizarse de la dieta y el ejercicio. Mantienen en el buen camino, empujan más allá de nuestros muros mentales y nunca nos dejan conformarnos con menos de lo mejor.

10. Consistencia

La consistencia es clave en cualquier trabajo. Los resultados no llegan por arte de magia, es necesario ser constantes y dar el máximo siempre.

11. Estirar adecuadamente

Los músculos, cuando se fuerzan, deben poder volver a la posición de descanso para que puedan volver a tensarse en la siguiente sesión del gimnasio. Por eso es tan importante que estiremos tras acabar, pues así se evitan lesiones.

12. Analizar los progresos

Esto es fundamental para saber si estamos trabajando adecuadamente y si los objetivos a corto y medio plazo se están cumpliendo. En caso de que el progreso no sea el esperado, siempre podemos consultar a un entrenador para que nos proporcione las pautas a seguir, cambiando los aspectos que sean necesarios.

13. Hidratarse adecuadamente

El cuerpo durante el trabajo intenso mientras entrenamos pierde líquidos que hay que reponer para poder continuar. Es fundamental para ello hidratarse de forma correcta durante todas las fases del entrenamiento: antes, durante y después. Esta hidratación nos proporciona la energía para que nuestros músculos se puedan seguir desarrollando y crezcan como se supone que deben hacerlo.  consejos para aumentar músculo

Sin comentarios

Añadir un comentario