Un entrenamiento de miedo para celebrar Halloween por todo lo alto

¿Quieres celebrar esta fecha terrorífica en el gimnasio, por todo lo alto? ¿Hacer frente a una rutina aterradora tras la que no te resultará nada difícil andar igual que Frankenstein, porque llevarás las piernas machacadas? Has llegado al artículo perfecto para conseguirlo. Y no te preocupes. No necesitarás ir disfrazado a tu gym para ambientarte en esta sesión horripilante. Tu rostro empezará a mutar conforme vayas acumulando intensidad, repeticiones, series, cansancio... y vayas eliminando la grasa que te sobra.

Terror en el gimnasio: la rutina de las 500 repeticiones para pierna

Quizás por la noche pretendas disfrazarte, pintarte el rostro con un tono cerúleo, ponerte lentillas medio ensangrentadas y dar miedo, alegremente, a quien te encuentres. O tal vez prefieras quedarte en casa, en plan pareja, viendo una película de miedo bien abrazaditos. No importa lo que hagas. Si has celebrado Halloween con la rutina de las 500 repeticiones para pierna podrás considerarte un verdadero monstruo. Y, de este modo, ya habrás celebrado esta efeméride. ¡Incluso podrás comerte alguna chuchería para compensar todas las calorías quemadas!

Sin más preámbulo, vamos allá con este entrenamiento para preparar tu noche más tenebrosa del año:

1. Zancada.

Dicho así, no asusta tanto, ¿verdad? Ciertamente, las zancadas bien hechas son cansadas, pero, bueno, cosas peores has hecho. Ejecútalas, eso sí, correctamente: lanza tu pierna derecha hacia delante, tan lejos como seas capaz, y dobla la otra rodilla tanto como puedas, hasta que roce el suelo. Recupera la posición de partida y hazlo de nuevo con la otra. En conjunto, realiza 4 series de 25 repeticiones con cada pierna. 200 en total. Para ir abriendo boca.

2. Sentadilla con salto.

Con la espalda muy erguida al ejecutar la sentadilla, termínala con un salto vertical tan alto como puedas. Al caer, ten cuidado y dobla las rodillas para suavizar el contacto. ¿Cuántas vas a hacer? 4 series de 25 sentadillas. Un centenar más.

3. Elevación sobre los tobillos con barra.

Vas a añadir un centenar adicional de ejercitaciones, distribuidas en 4 series de 25. Colócate sobre tus hombros una barra con un peso razonable... pero que asuste un poquito. Sitúa tus pies en paralelo manteniendo una distancia similar a la de tus hombros. Levanta tus talones y aguanta sobre la punta de los dedos mientras puedas. Contrae tus gemelos y recupera lentamente tu postura de inicio.

4. Extensión de piernas.

Terminamos con esta rutina aterradora con 100 repeticiones más, de nuevo repartidas en 4 series de 25. En la máquina de piernas, cárgate con un peso muerto (nunca mejor dicho en este día) que puedas soportar con exigencia. Eleva tus piernas y, sufriendo, recupera lentamente la posición inicial.

¿Te ves capaz de sobrevivir a este aquelarre deportivo? El daño colateral será que, si no estás bien preparado, tus bailes de la noche se asemejarán al vaivén de los caminantes más abominables de The Walking Dead. Con todo, quemarás infinidad de grasa, te machacarás con un entrenamiento top y practicarás un deporte de altísimo nivel que te hará sentir muy bien con lo logrado. rutina de halloween

Sin comentarios

Añadir un comentario