Entrenamiento fitness

¿Cómo puede afectar la sarcopenia o pérdida muscular a tu salud?

La sarcopenia, también conocida como la pérdida progresiva de masa muscular, es una enfermedad de carácter progresivo y generalizado que compromete al músculo esquelético, disminuyendo el rendimiento físico. También puede implicar un conjunto de cambios fisiológicos que afectarán a varios órganos y sistemas del cuerpo humano. Es una condición que dificultará la tarea de ganar músculo si no se trata rápidamente.

¿Qué es la sarcopenia?

¿Qué la suele causar?

Su origen suele ser complejo y puede llegar a depender de muchos factores. El envejecimiento suele provocar la pérdida muscular, pero también existen otros factores más allá de la edad del paciente. El sedentarismo y la inactividad física son algunos de ellos, ya sean provocados por una enfermedad o discapacidad e incluso por una hospitalización de larga duración. Existen otras causas que pueden promover la aparición de la sarcopenia, como la malnutrición, la comorbilidad y los cambios hormonales o patologías endocrinas, como por ejemplo: la diabetes o la resistencia a la insulina, enfermedades crónicas que desencadenen procesos inflamatorios, las alteraciones nutricionales y el cáncer.

¿Cuáles son los síntomas?

La sarcopenia suele producir una sensación de debilidad en las personas que la padecen. Puede hacer que la tarea de levantarse de una cama o silla se vuelva difícil. Los pacientes que experimentan esta dolencia también llegan a caminar de una manera más lenta y suelen sufrir caídas de forma seguida. A su vez es muy común que sufran una pérdida acelerada de peso o de masa muscular sin justificación alguna. La movilidad se vuelve limitada, ya que al padecer de esta condición el sistema que sufrirá una mayor cantidad de daños es el muscular esquelético. Esta enfermedad degenerativa será el principal obstáculo que volverá sumamente difícil la tarea de ganar músculo y también promoverá la disminución de la capacidad aeróbica máxima. Cuando el desarrollo de la sarcopenia llega a una etapa avanzada la fatiga aparecerá de forma precoz, encareciendo la resistencia física.

¿De qué forma se diagnostica?

En la actualidad no existe una prueba exacta para llegar al diagnóstico. Lo que suelen hacer los médicos es solicitar al paciente una serie de pruebas físicas para comparar su fuerza muscular y rendimiento físico. También pueden enviar pruebas de imagen como las tomografías axiales computarizadas, las resonancias magnéticas, los exámenes de densidad ósea, los rayos x, los análisis de bioimpedancia eléctrica y las pruebas que valoran la excreción urinaria de la creatinina.

¿Existe un tratamiento?

Para aminorar los efectos de la sarcopenia, el tratamiento por excelencia consiste en aumentar progresivamente la actividad física del paciente, la cual debe ser complementada con una dieta saludable, capaz de equilibrar la ingesta de calorías y proteínas. Los ejercicios de resistencia son los mejores aliados para promover el incremento de la masa muscular y aumentar la fuerza.

Finalmente, la sarcopenia si bien es una condición que puede surgir durante el envejecimiento, también puede desarrollarse en personas jóvenes que tienen un estilo de vida sedentario. Debemos recordar que practicar deporte o mantener una rutina de ejercicios aeróbicos (nadar, correr, caminar o andar en bicicleta) disminuirá el riesgo de padecer esta condición y nos permitirá llevar una calidad de vida óptima. por que ocurre la sarcopenia

Sin comentarios

Añadir un comentario